Sunday, June 18, 2006

de vapor


Es dulce cuando se ignoran los enredos del hado.
El tiempo evasivo elude las respuestas
de un futuro inmediato o del eterno diario,
programado para años venideros,
en sueños ya creados,
esperanzados en óleos blancos,
deseoso de plasmarse y, colorado,
resultar ser visto o, al menos,
dejar de ser soñado.
La boca que me droga los sentidos
se esmera ahora en velar mis claroscuros sueños. Ella es quien me anhela en duermevela
en el mármol de mi nuca, es ella,
quien breve, me empuja y me dibuja la comedia de la risa.
Como azahar blanqueado en el verano,
como antaño los amantes soñaban juntar los bermejos labios,
como en un vapor siento que viajo,
de amor y fiebre, respirando vagidos de enamorado.

2 comments:

Majo Caracuel said...

PQS

deke said...

Esta noche, amiga mia, te canto un himno de libertad. Tranqui, no se me ha descolgado ningún logogen, esto es todo un canto libertario:

Una adalia cuidaba Sevilla
en el barrio de la Monpasié
adornada de blanca mantilla
parecía una rosa de té